Cómo funcionan los camiones autónomos de Komatsu y qué se necesita para implementar la tecnología

Hoy en día, el Sistema de Transporte Autónomo (AHS) de Komatsu, opera y maneja flotas de camiones mineros automáticos con capacidades entre 200 y 400 toneladas.

Komatsu AHS se utiliza en cuatro aplicaciones mineras: arenas bituminosas, cobre, hierro y carbón. El sistema gestiona 130 camiones mineros a nivel mundial para tres clientes diferentes: Suncor Energy, Codelco y RioTinto. Komatsu es la primera compañía en lograr 10 años de éxito de autonomía en la mina y no ha habido ningún incidente de seguridad en toda la existencia del sistema.

Debido al hecho de que las minas de hoy tienen una amplia gama de camiones viejos y nuevos, AHS proporciona interoperabilidad entre ambos camiones tripulados y autónomos. Esta interoperabilidad es posible gracias a los dos componentes del sistema: FrontRunner, que gestiona el funcionamiento y la orientación de la máquina, y Dispatch, que gestiona la gestión de la flota, el seguimiento de la ubicación y la optimización de la producción.

Cerebros de camiones

Este centro de control consiste en dos operadores que monitorean varias pantallas y frecuentemente se comunican con el personal en el foso. Un buen operador puede operar hasta 30 camiones una vez que todos los lugares de descarga y excavación de la mina están configurados y ubicados en el sistema AHS.

El sistema promete la colocación precisa de las cargas volcadas, el control absoluto de los destinos de los materiales y los tiempos de ciclo de acarreo consistentes.

Entre los monitores más pequeños, frente a los dos operadores, sobresalen dos televisores grandes montados uno junto al otro en la pared sobre ellos. El monitor de la izquierda muestra los datos de operación autónoma del sistema de control FrontRunner, mientras que la pantalla de la derecha muestra la información de administración de la flota de Despacho.

Los sistemas autónomos deben trabajar en estrecha colaboración con la gestión optimizada de la flota para obtener los máximos beneficios. Después de todo, Dispatch es la parte del cerebro que realiza un seguimiento de las ubicaciones de los activos, sus asignaciones y las ubicaciones de descarga y puntos de carga. Si FrontRunner es el piloto en el sistema AHS, Dispatch es el navegador, lo que permite a FrontRunner operar con seguridad cada camión autónomo, al mismo tiempo que realiza un seguimiento de sus ubicaciones y de los recursos tripulados en el área para evitar colisiones u otros accidentes.

Cualidades de una mina para implementar la tecnología :

  • Capacidad para segregar la operación autónoma de todo lo demás . Las áreas de operación de camiones autónomos deben asegurarse con señalización y barricadas adecuadas para garantizar que solo el personal autorizado y el equipo puedan ingresar al área de trabajo.
  • Personal entrenado en procedimientos y seguridad de FrontRunner.
  • Planificación flexible de intersecciones : por ejemplo, Komatsu descubrió que el uso de intersecciones 'Y' ayuda a los camiones autónomos a mantener la velocidad y reducir la interacción entre los camiones autónomos, lo que aumenta la eficiencia.
  • Vías anchas y zonas de descarga
  • Carreteras de transporte bien mantenidas
  • Interacciones tripuladas minimizadas de vehículos
06 de febrero del 2019

Autor

Ingenieros Top Escrito por nuestros expertos y publicado por la dirección editorial de Ingenieros Top.